¿Aceptar? ¿Rechazar? ¿Cambiar?


Como seres sociales, para los que la convivencia es algo natural y necesario, siempre olvidamos recordar la individualidad de cada persona que nos rodea, y pretendemos cambiar en ellos mucho de lo que no nos agrada.

Olvidamos que al igual, poseemos cualidades desagradables, cualidades que ell@s quisieran vernos cambiar, cualidades que en muchas ocasiones ignoramos y en muchas otras consideramos una virtud importante.

Olvidamos cuan necesario es aceptar a una persona, tal y como es, mientras no olvidamos esperar e incluso obligar a que alguien más nos acepte como tal y somos.

Es una característica humana el querer cambiar todo, hasta hacerlo a nuestro gusto particular, mientras son pocas las ocasiones en que admitimos que debemos cambiar, y ser un poco más como otros, sin dejar de ser quienes ya somos.

Todo aquel que nos rodea, posee cualidades envidiables para realizar labores y actividades o para enfrentar situaciones, ciertas capacidades para actuar o para permanecer en calma, y cierta determinación o indecisión para cumplir o alcanzar algo.

Cualidades y capacidades, que son fortalezas o debilidades que nos hacen ser más humanos, más distintos unos de otros. Algunas se heredan, otras se aprenden a corta edad y otras se pueden aprender en otras etapas.

Lo cierto, es la necesidad de ser conscientes de nuestras características y ser capaces de reconocerlas, para poder aceptar y/o cambiarlas en base a quienes somos, y quienes deseamos ser.

Mientras, debemos aceptar a quienes nos rodean por quienes son, por lo que aportan a nuestras vidas y por lo que podemos aportar de la misma forma. Sin olvidar, que las diferencias nos enriquecen.

Y que muchas veces nos alejamos de alguien porque posee características o formas de pensar que consideramos distintas, las que en muchos casos son realmente iguales, sin que seamos capaces de reconocer que rechazamos alguna característica propia en una tercera persona. Por lo que nunca nos aceptamos realmente, y nunca seremos capaces de aceptar a otros por quienes son.

Anuncios

~ por Diego Guate en abril 27, 2010.

Una respuesta to “¿Aceptar? ¿Rechazar? ¿Cambiar?”

  1. Muy interesante tu comcepto, si introyectamoa este análisis, cuánto mejoraremos nuestra relación consigo mismo y con nuestro entorno.Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: