¿Verdadero machismo?


El machismo a perdido terreno en los últimos años, aún negándose a desaparecer, irónicamente transmitido en mayoría por madres, bien sea como una forma de vida o como una forma de exigir a sus vástagos el aprendizaje o realización de una tarea determinada.
Es lamentable la utilización continuada de está ideología, como una forma en la que en muchas ocasiones se busca de proteger y orientar, buscando evitar a su vez la selección de ciertas formas de vida, o limitando de alguna forma el desarrollo de una persona en un campo ó creencia determinada.

Mientras la realidad de muchos que han podido y/o decidido seguir una forma de vida distinta, demuestra cuan irreal puede ser la delimitación de roles, creencias, actividades y profesiones basándose únicamente en el género, olvidando que no todos nacemos con las mismas habilidades y ambiciones.
Olvidan que el tiempo ha pasado, que si bien muchas situaciones aún son vigentes, muchas otras han quedado para siempre en el pasado, por lo que no toda mujer debe seguir la forma de vida de su madre, y de igual forma un hombre tampoco debe de verse forzado a seguir los pasos de su padre.
Si bien el machismo es un tópico que generalmente se trata como una actitud de discriminación hacía la mujer, haciéndola inferior al hombre, está también es una actitud que discrimina al hombre, afectando posteriormente la forma en que este buscara asentarse y formar un nuevo núcleo familiar.

En la actualidad, nadie puede negar que los mejores chefs tienden a ser hombres, en un campo tradicionalmente dominado por mujeres, los mejores diseñadores de modas son usualmente hombres, aunque muchas veces cuentan en sus equipos de trabajo con excelentes diseñadoras.
Mientras muchos de los mejores pilotos, suelen ser mujeres, – ocupando altos, aunque aún pocos puestos, – siendo pilotos de carreras, de aviones comerciales de pasajeros y de carga, o bien, mecánicas automotrices de gran habilidad.
Al menos en Guatemala, aún no es común escuchar de Ingenieras, de Químicas, de Gobernadoras ó que ocupen altos mandos de una empresa ó del mismo gobierno, al igual que no es usual escuchar de hombres desempeñando labores de decorador de interiores, costureros ó de amas de casa.

Afortunadamente las situaciones han cambiado, y lamentablemente, es la misma mujer, la encargada de transmitir una forma de pensamiento que inhibe a su mismo sexo, y los roles que este puede y debe llegar a ocupar en una sociedad cada día más diversa.

Anuncios

~ por Diego Guate en abril 12, 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: