Parásito de un planeta


El ser humano ha dejado de ser un habitante más del planeta, y se ha convertido en lo más parecido que puede llegar a ser a un parásito. En un ser consumista, al que no le interesa más que sentirse bien, más que el hoy y el ahora, y olvida por completo que mañana también formará parte de ese mismo mundo al que esta destruyendo.

En unos pocos años hemos acabado con recursos que tardaron miles de años en surgir, todos saben el daño que se esta produciendo desde algún tiempo atrás y a pesar de muchas iniciativas, son los gobiernos quienes menos hacen, mientras otros quienes más deben hacer son quiénes menos actúan por razones económicas que de continuar en el mismo camino no existirán en un par de décadas, cuando no será posible amortiguar el daño ya acusado.

Peor aún es la capacidad del ser humano de ignorar lo que ya sabe, y evitar hacer algo para cambiar una situación ya perjudicial. Sé que quién me conoce dirá que soy el menos indicado para hablar, por miles de razones, y a la vez estas me hacen percatarme de la sociedad consumista y vacía en la que millones hemos crecido y en la que millones más lo están haciendo.

En el caso de Guatemala, los daños son importantes, antes hemos tenido problemas ecológicos manejables, y aún existen, muchos sin cambio alguno, y muchos otros están causando una reacción de muchos, una reacción temporal que no llegara a más.

En Guatemala existe uno de los lagos más bellos del planeta, sino es que el más bello, como nos agrada referirnos a él, este lago es un representante natural de Guatemala hacia el mundo, y aún estamos a tiempo de rescatarlo.

Y lamentablemente es un ejemplo de millones que existen, un ejemplo más de la calidad de animal que es el ser humano, que a pesar de ser un ser racional y lógico, ha arruinado su propia casa, y con ella sus posibilidades de subsistir y de convivir pacíficamente y con la menor interferencia posible.

No quiero ser un parásito, y no puedo negar, como cualquier humano que consume recursos y en que en muchos casos nunca ha sembrado un árbol, o ha intentado proteger cierta riqueza natural. Soy un parásito más que habita en una urbe, y que sin embargo, depende al 100% de la misma naturaleza que sigue cooperando a destruir.

Anuncios

~ por Diego Guate en noviembre 5, 2009.

Una respuesta to “Parásito de un planeta”

  1. […] Articulo Indexado en la Blogosfera de Sysmaya El ser humano ha dejado de ser un habitante más del planeta, y se ha convertido en lo más parecido q El ser humano ha dejado de ser un habitante más del planeta, y se ha convertido en lo más parecido q .. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: