China ó Taiwán


China ó Taiwán

Guatemala se cuenta entre los pocos países del mundo que continúan reconociendo a Taiwán como la verdadera China, manteniendo relaciones diplomáticas y comerciales con esté país asiático; mientras se abstiene por decisión de China (continental) de establecer relaciones diplomáticas con ellos, dado el reconocimiento de país que hace Guatemala para con Taiwán, considerado por la República Popular China como una provincia rebelde.

En varias ocasiones países han roto relaciones diplomáticas con la República Popular China (China continental) para establecerlas con la República China (Taiwán), al igual que a la inversa. Durante este tiempo algunos países han permanecido apoyando y reconociendo a Taiwán como un país independiente, junto a Guatemala se encuentran:

En África

  • Gambia
  • Santo Tomé y Príncipe
  • Swazilandia

En América

  • El Salvador
  • Guatemala
  • Haití
  • Honduras
  • Panamá
  • Paraguay
  • República Dominicana
  • San Cristóbal y Nieves
  • San Vicente y las Granadinas

En Europa

  • Ciudad del Vaticano

En Oceanía

  • Islas Marshall
  • Islas Salomón
  • Nauru
  • Palau
  • Tuvalu

Otros países han reconocido e iniciado relaciones diplomáticas con la Taiwán, después de abandonar las relaciones diplomáticas con China continental. Países como:

  • Burkina Faso (1994)
  • Belice (1989)
  • Nicaragua (1990)
  • Santa Lucía (2007)
  • Kiribati (2003)

En otros casos, países que reconocían a Taiwán, y han abandonado recientemente las relaciones diplomáticas con este para optar por establecer relaciones con China son:

  • Malawi, 14 de enero de 2008;
  • Costa Rica, 6 de junio de 2007;
  • Chad, 6 de agosto de 2006;
  • Senegal, 23 de octubre de 2005;
  • Granada y Dominica, enero de 2005.

Y rumores recientes del posible abandono de relaciones diplomáticas para con Taiwán de parte de Nicaragua y Santa Lucia, ambos países que habían vuelto a reconocer a Taiwán como país.

Observando la tendencia de la mayoría de países del planeta, tomando en cuenta el gran desarrollo y potencial que está adquiriendo la República Popular China, contrario al decrecimiento que viene sufriendo la República China en los últimos años; me he sorprendido a mi mismo pensando en que preferiría ver a Guatemala caminando del lado de países que nos puedan ayudar a eliminar de nuestras fronteras situaciones tan drásticas como la extrema pobreza, y casos de desnutrición; al igual que abierta a la inversión extranjera de países con el potencial para hacerlo, con economías en crecimiento que ayuden a la nuestra a crecer a pasos aún más rápidos de los que ha alcanzado y mantenido en los últimos años.

Es cierto que debemos apreciar la ayuda que ha ofrecido la República China para Guatemala, con lo que ofrece la posibilidad de crear desarrollo y aumentar la calidad de vida de muchos compatriotas; debemos tomar el ejemplo de países que poseen en muchos casos problemas como los nuestros para buscar eliminar situaciones en las que esos países tienen éxitos y reducen estos problemas rápidamente. Todo esto sin tomar en cuenta si el país es democrático, socialista, comunista, capitalista, ó de cualquier tendencia política; mientras el interés por llevar crecimiento y potenciar un bienestar para la población sea un factor común.

Como bien dice el libro “Cuentos Chinos” de Andrés Oppenheimer, la economía ya no se relaciona directamente con la política, sino con la posibilidad de crear desarrollo. Muchos países ha crecido a pasos agigantados sin dejar de lado sus ideologías políticas y otros han adoptado como parte de sus gobiernos ideas que surgen de tendencias políticas diferentes. En América latina se hace presente está clase de cambios y aperturas ideologicas, con resultados tanto positivos como negativos; mientras países como Argentina, Brasil y Chile han abrazado nuevas formas de gobierno provenientes de tendencias socialistas y han logrado con ello crecimientos económicos, reducción de la pobreza, ampliar la cobertura de servicios básicos, de seguridad, de salud y a la vez motivado la generación de empleos. Otros como Bolivia y Venezuela, están logrando exactamente lo opuesto, a pesar de indicar crecimiento económicos para sus países, los niveles de pobreza han aumentado y muchos potenciales generadores de empleo han optado por abandonar estos países.

En el caso de Nicaragua, que opto nuevamente por un presidente de tendencias socialistas falta mucho por ver; mientras en nuestro país, el nuevo gobierno tiene que hacernos creer en su ideología y a la vez guiar al país como ya lo hacen otros con similares ideas y teorías, en Argentina, Brasil y Chile; y no como Bolivia y Venezuela. Porque si la tendencia resultara ser similar a la de los últimos dos, los resultados para todo habitante de Guatemala podrían ser desastrosos.

En fin, espero ver pronto que se busca el desarrollo nacional y no el beneficio de algunos pocos, porque aunque muchos no lo acepten, mientras mejor educado y competitivo es un país; mejores son sus posibilidades de convertirse en un país en el que muchos buscan lograr sus sueños. Y en esto puedo incluir países como Corea del Sur, Japón, Sudáfrica, Nueva Zelanda, Australia, España, Francia, Italia y muchos otros que en más de alguna ocasión han abrazado la migración (siempre legal) como un beneficio potencial para alcanzar una meta definida; algo que no siempre ha logrado y algo que otros países niegan haber logrado con ayuda de inmigrantes.

Anuncios

~ por Diego Guate en febrero 8, 2008.

Una respuesta to “China ó Taiwán”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: